My Cart
0.00
Blog

Prepare esta bebida probiótica a base de miel de manuka y observe los beneficios

Cuando hablamos de mejorar nuestro estado de salud intestinal, lo mejor siempre resulta ser adquirir un buen medicamento o tratamiento recetado por nuestro médico. Pero esto tampoco significa que pueda dejar de consumir otros alimentos en su plan, como bebidas probióticas por ejemplo. Al consumir este tipo de bebidas, su cuerpo y su cerebro estará recibiendo una dosis sólida que le proporcionará grandes beneficios a su salud.

Cuando existe una salud intestinal irregular, puede que la causa sean ciertas infecciones en la piel. Por ello, las bebidas probióticas no sólo le ayudará a mejorar su salud intestinal, también podrá mejorar su tono de piel. Por fortuna, las bebidas probióticas no requieren de una preparación fuera de este mundo, por lo que con unos pocos ingredientes podría realizarla en casa. En este caso le vamos a añadir los beneficios de nuestra Miel de Manuka 100% certificada de Nueva Zelanda.

Para aquellas personas que sufren de trastornos digestivos, el ginger ale proporciona un excelente alivio gracias a la cantidad de enzimas y probióticos que posee. Siempre debe comenzar con pequeñas cantidades de aproximadamente 120 ml. Esto se debe a que es un producto fermentado. De otra manera las enzimas y los probióticos pueden alterar su estómago antes de haberse acostumbrado a este tipo de productos. En cuanto a ingredientes, sólo necesitará ocho tazas de agua, una rebanada de raíz de jengibre fresco de al menos 5 centímetros , media taza de azúcar, una pequeña cucharada de miel de manuka de MGO 200+, media tasa que contenga jugo de limón fresco, media cucharada de sal marina, y por último un cuarto de taza de suero de leche.

A continuación le traemos a las instrucciones para que pueda realizar su bebida probiótica.

 

 

Instrucciones

  1. Primero deberá colocar sus tres tazas de agua, la raíz de jengibre, la miel de Manuka, el azúcar y la sal en una cacerola donde deberá mezclar todo hasta que llegue a punto de ebullición.
  2. Ahora deberá cocinar a fuego lento su mezcla, aproximadamente por unos cinco minutos. Esto puede hacerlo hasta que el azúcar se haya disuelto por completo y la mezcla empiece a oler a jengibre.
  3. Luego retire la cacerola del fuego antes de colocar el agua restante. La mezcla deberá enfriarse a temperatura ambiente para poder continuar.

Ahora proceda a añadir el zumo de limón y el suero. Colóquelo en un frasco de 2/4 que tenga una tapa hermética. Revuelva bien y cierre bien el frasco.

Ahora deberá dejar el frasco al menos de dos a tres días para que esté carbonatado. El suero es sumamente importante, ya que hace que la mezcla fermente de forma rápida. La mezcla deberá burbujear y silbar como si se tratará de una soda al momento de retirar la tapa.

Este proceso siempre va a depender de la temperatura, por lo que normalmente la mezcla debe agitarse y rasparse durante un determinado tiempo.

Ahora llévelo a su refrigerador donde la cerveza de jengibre puede durar de manera indefinida. Es importante colar la bebida antes de su consumo.

Si desea saber más acerca de la Miel de Manuka de 200+ MGO 100% Certificada, no dudes consultarnos en Organic Center. Además, también podrá conocer acerca de los productos que ofrecemos.

 

Deja tu comentario